Como bien sabes, en la web de El Caldén Nature disponemos de una amplia colección de frontales para salir a correr por la noche. En estos últimos años los fabricantes de este tipo de productos han ajustado al máximo el peso y las prestaciones, de modo que hoy en día disponemos de una gran cantidad de frontales de distintas gamas en función de los objetivos que nos planteamos como deportistas. Por eso nosotros hemos realizado esta selección de 4 frontales que serán los ideales para ti en según qué contextos. ¿Con cuál te quedas?

El frontal más económico y sencillo de Olight. Con 150 lúmenes de potencia, servirá para reforzar la iluminación en zonas que

ya disponen de cierta luz como polígonos o parques con farolas. Funciona con dos pilas de las clásicas (AAA) incluidas con la compra del frontal. Su construcción es bien sencilla, con una cinta que permite su ajuste a nuestra cabeza y un cabezal con una LED integrada que ofrece un solo modo de iluminación.

Uso: Para hacer pequeños entrenamientos cerca de casa, por pueblos que disponen de farolas o parques con baja luminosidad. Con el H5S Active iluminaremos mejor nuestros pasos y evitaremos tropezones o malos apoyos. También para corredores que están empezando a hacer sus primeros entrenamientos nocturnos y optan por tiradas cortas.

Una auténtica joyita de la colección debido a su relación peso-precio-funcionalidad. Y es que este frontal alcanza una potencia máxima de 600 lúmenes y un alcance de 72 metros.  Viene con cargador magnético y bolsita de transporte. La linterna, colocada horizontalmente sobre la cinta, se puede extraer del conjunto para -si lo deseamos- engancharla en nuestra mochila e incluso llevarla 
en la mano.

Es tan pequeña que su fijación en la cinta evita cualquier tipo de vibración o rebote mientras corremos. Dispone de 3 modos de iluminación y memoria (acceso directo al último modo de iluminación utilizado).

Uso: Un frontal perfecto para los corredores más exigentes con el peso. Ideal para correr tanto en zonas urbanas como campestres e incluso en la montaña. La duración de su batería, su comodidad y su potencia de lúmenes nos permiten hacer entrenamientos de larga distancia. Ideal para el día a día.

La gran novedad de la colección de Olight que se incorporó este mes de enero a la colección. Una versión mejorada de la HS2, con novedades como la luz roja trasera (ya obligatoria por reglamento en casi todos los ultras de montaña), su base de carga magnética o el clip metálico que ayuda a una mejorsujeción del conjunto. Potencia de 400 lúmenes, peso de 125 gramos (bastante ligera), de aluminio, muy compacto y sólido ante golpes y caídas. Si quieres un frontal fiable y duradero, sin duda el Olight Array cumplirá todas tus expectativas.

Uso: Para los corredores más fanáticos y aventureros que no dudan en inscribirse en pruebas de ultramaratón o competiciones de varios días. Podemos pasar toda una noche entera corriendo con el Olight Array alternando sus dos modos de iluminación de 100 lúmenes (6 horas y 30 minutos) y 50 lúmenes (13 horas) gracias a su batería de 2.000 mAh.

Uno de los frontales para trail running más potentes del mercado. Sus cifras no dejan lugar para las dudas: 1.500 lúmenes de potencia máxima. Es decir, un foco de estadio de fútbol sobre nuestra cabeza.

Si bien es -lógicamente- algo más pesado que el resto de frontales de la colección (296 gramos), si queremos la mejor iluminación posible, sin duda el H27W debe ser nuestra elección. Su cabezal regulable y orientable facilita que el haz de luz se dirija en la dirección que deseamos. Además, su uso es fácil y cómodo gracias al mando a distancia que incorpora. 

Uso: Este frontal está construido para las grandes aventuras y travesías, así como para carreras de aventura y montaña de varios días y en condiciones climatológicas extremas, pues su batería y piezas soportan temperaturas de entre -10º y 40º. Tu frontal ideal si quieres una iluminación como si estuvieras corriendo de día.